Guía práctica sobre cómo constituir una sociedad en Chile

Imagen destacada - Total abogados

Índice

Si estás interesado en emprender y quieres constituir una sociedad en Chile, has llegado al lugar indicado. En esta guía práctica, te proporcionaré toda la información necesaria para que puedas llevar a cabo este proceso de manera exitosa. Desde los tipos de sociedades disponibles hasta los requisitos legales y los pasos a seguir, cubriremos todo lo que necesitas saber. ¡Comencemos!

Introducción a las sociedades en Chile

En Chile, existen diferentes tipos de sociedades que puedes constituir, cada una con características y requisitos específicos. Los tipos más comunes son:

  1. Sociedad de Responsabilidad Limitada (Ltda.): Es una sociedad en la que la responsabilidad de los socios se limita al capital aportado. Se compone de uno o más socios, quienes pueden ser personas naturales o jurídicas. La Ltda. es ideal para pequeñas y medianas empresas.

  2. Sociedad Anónima (S.A.): Es una sociedad cuyo capital está dividido en acciones. Los accionistas tienen responsabilidad limitada al capital que han aportado. La S.A. es más adecuada para empresas de mayor envergadura.

  3. Sociedad por Acciones (SpA): Es similar a la S.A., pero con requisitos más flexibles. Puede ser constituida por una sola persona y no requiere un directorio.

  4. Sociedad en Comandita por Acciones (SpA): Combina características de la sociedad anónima y la sociedad en comandita simple. Se compone de accionistas con responsabilidad limitada y accionistas comanditarios con responsabilidad ilimitada.

Ahora que conoces los tipos de sociedades en Chile, es importante que elijas el más adecuado para tu emprendimiento. Puedes consultar a un abogado especializado en derecho empresarial para recibir asesoramiento personalizado.

¿Qué necesitas para la constitución de una sociedad?

Ahora, en relación con cosas específicas que necesitarás (incluso como extranjero) para constituir tu empresa en Chile:

  • Domicilio tributario ubicado en Chile y un contrato o autorización que dé prueba de este, asignado a la compañía.
  • Un representante legal designado que debe ser chileno o, en caso de ser extranjero, que tenga a lo menos residencia temporaria o definitiva en Chile.

También será recomendable contratar los servicios de un abogado y de un contador para recibir asesoría y ayudarte en el proceso de constitución de una sociedad.

¿Cómo se constituye una sociedad en el sistema nuevo?

El proceso de constitución de sociedades más utilizados en Chile, establecido por la Ley 20.659 del año 2013, simplifica el régimen de constitución de sociedades, proceso normalmente conocido como el sistema de “Empresa en un Día”.

Esta nueva ley no suprime el antiguo sistema de constitución, sino que opera en paralelo y tal como señalamos más arriba al constituir la sociedad debes optar por uno de los dos sistemas y, es recomendable, que te asesores por un abogado en ese proceso.

¿Qué es el Registro Electrónico de Empresas?

La Ley crea un Registro Electrónico de Empresas administrado por el Ministerio de Economía, donde cualquier persona con un número de RUT puede crear una cuenta y crear, modificar, transformar o disolver una sociedad en línea.

Para cada interacción con el sistema será necesario estar en posesión de una Firma Electrónica Avanzada (FEA). Cada socio deberá contar con su propia firma para actuar frente al Registro.

La ley también ofrece la opción de firmar los documentos en una Notaría, siendo luego el Notario quien actúe frente al registro a nombre de los interesados.

Pasos para constituir una sociedad en Chile

Ahora que tienes claros los requisitos, es momento de seguir los pasos necesarios para constituir tu sociedad en Chile:

  1. Redacción de los estatutos sociales: Debes redactar los estatutos sociales de acuerdo a las características de la sociedad que deseas constituir. Te recomiendo asesorarte con un abogado para asegurarte de que los estatutos cumplan con todos los requisitos legales.

  2. Firma de los estatutos sociales: Una vez redactados, los estatutos deben ser firmados por todos los socios o accionistas. Esta firma debe ser realizada en presencia de un notario público.

  3. Publicación en el Diario Oficial: Debes publicar un extracto de los estatutos sociales en el Diario Oficial. Esto tiene como objetivo dar publicidad a la constitución de la sociedad y cumplir con un requisito legal.

  4. Inscripción en el Registro de Comercio: El siguiente paso es inscribir la sociedad en el Registro de Comercio correspondiente al domicilio social. Deberás presentar una serie de documentos, como los estatutos sociales, el extracto publicado en el Diario Oficial, entre otros.

  5. Obtención del RUT: Una vez inscrita la sociedad en el Registro de Comercio, deberás obtener el RUT (Rol Único Tributario) de la empresa. Esto se realiza en el Servicio de Impuestos Internos (SII).

  6. Registro en otros organismos: Dependiendo del giro de tu empresa, es posible que necesites registrarte en otros organismos o instituciones, como el Instituto de Normalización Previsional (INP), el Instituto de Seguridad Laboral (ISL) o la Superintendencia de Valores y Seguros (SVS). Asegúrate de investigar qué registros adicionales necesitas realizar.

Siguiendo estos pasos, podrás constituir tu sociedad en Chile de manera correcta y legal. Recuerda que es importante contar con el asesoramiento adecuado para garantizar el cumplimiento de todos los requisitos legales y evitar problemas futuros.

Consideraciones a tener en cuenta

Antes de proceder a la firma de los documentos, es aconsejable consultar a un abogado para decidir cuál es el tipo de sociedad que más conviene, así como sobre los diferentes tipos de cláusulas que contendrá y sus implicancias.

Este nuevo sistema de constitución de empresas ofrece ventajas para los emprendedores, ya que requiere de menos trámites e implica menores costos. Además, los socios tendrán acceso a los distintos certificados de la empresa de forma gratuita.

¿Qué debes hacer después de constituir tu empresa?

Después de haber completado el proceso de constitución, la compañía tendrá existencia legal, por lo que podrá comenzar a firmar contratos y contratar servicios, pero solo será sujeto de impuestos hasta realizar la declaración de Inicio de Actividades ante Servicio de Impuestos Internos.

Para evitar multas, esta declaración debe hacerse antes de finalizado el segundo mes, contado desde la fecha de inicio de las actividades de la compañía.

¿Cómo se realiza la declaración de inicio de actividades?

La declaración puede realizarse en línea y se recomienda asesorarse por un abogado o contador para hacerlo correctamente. En caso de que se opte por hacerlo en forma personal, se debe solicitar el formulario 4418 en las oficinas de Servicio de Impuestos Internos y completarlo con los datos de la sociedad.

En este momento se generará el número de rut, salvo que se haya generado con anterioridad. Este número es único y es el que identifica a la compañía.

Luego de la declaración de Inicio de actividades y de la obtención del rut, es necesario exhibir ante Servicio de Impuestos Internos algunos documentos, estos son:

  • Los estatutos o la designación de representante legal,
  • El contrato de arrendamiento o la autorización para usar el domicilio tributario.

En el caso de que la compañía realice una actividad afecta a Impuesto al Valor Agregado (IVA) será necesario solicitar una verificación de la actividad que se ha declarado realizar

En tanto, hay otro impuesto que debe ser pagado por cualquier compañía que realice actividad comercial. Es un impuesto municipal llamado Patente Comercial. Deberá pagarse en el municipio en el que se ubique el domicilio tributario de la compañía. Es importante recordar que, para evitar multas y sobrecargos, la solicitud de pago de patente, debe presentarse dentro de 30 días desde la declaración de Inicio de Actividades.

Es recomendable enfrentar este proceso asesorado por un abogado, especialmente si el negocio es de aquellos sujetos a algún tipo de regulación especial, lo que podría acarrear la necesidad de autorizaciones o declaraciones específicas.

Conclusión

Constituir una sociedad en Chile puede ser un proceso emocionante y desafiante al mismo tiempo. Sin embargo, siguiendo esta guía práctica y contando con el asesoramiento adecuado, podrás llevar a cabo este proceso de manera exitosa. Recuerda que es fundamental elegir el tipo de sociedad más adecuado para tu proyecto y cumplir con todos los requisitos legales establecidos.

Siempre es recomendable contar con el apoyo de un abogado especializado en derecho empresarial, quien podrá brindarte la asesoría necesaria y garantizar que todos los pasos se realicen de acuerdo a la legislación vigente. ¡No dudes en buscar la ayuda profesional que necesitas!

¡Te deseamos mucho éxito en la constitución de tu sociedad en Chile y en tu camino como emprendedor!

    Compartir articulo:

    Suscríbete a nuestro Newsletter

     

    Encuentra lo que buscas aquí

      CTA